ENTRADAS
miércoles, 17 de julio de 2019

Prácticas de diseño web que pueden perjudicar el SEO

El diseño web y el SEO debe estar en concordancia

El diseño web es el elemento que va a marcar la diferencia de nuestra empresa en la red. Gracias a él, y si lo acompañamos de unas buenas imágenes y unos textos muy cuidados, podremos ofrecer una primera impresión muy profesional y llegar a más posibles clientes.

Pero hay algo que debemos tener muy presente a la hora de diseñar un sitio web: el posicionamiento en los motores de búsqueda o posicionamiento SEO. Si cuidamos con mimo este aspecto, podremos posicionar nuestra página en los primeros puestos de los buscadores y conseguir que más usuarios nos conozcan.

Principales errores del diseño web actual

Existen una serie de errores que se repiten una y otra vez en el diseño web actual. Algunos de ellos se cometen por pensar en la experiencia del usuario a la hora de diseñar un sitio y olvidarse del SEO. Por otra parte, otros muchos fallos aparecen por lo contrario, por olvidarse del usuario y pensar únicamente en el posicionamiento SEO.

El truco es sencillo: debemos plantear las páginas web que diseñemos con un doble enfoque, el de agradar tanto a los usuarios como a los robots de Google. La buena noticia es que, en la mayoría de ocasiones, lo que es bueno para la experiencia de usuario también resulta apropiado para el buscador.

Errores que perjudican al SEO

Los errores más habituales que terminan por perjudicar al SEO son los siguientes:

1. Plantear la versión móvil como segunda opción

Hace ya unos años que comenzó el auge de los dispositivos móviles, por lo que Google da prioridad a aquellas páginas que están bien optimizadas en este sentido y que cuentan en su versión móvil con todo el contenido necesario.

2. Olvidar la jerarquía

Todavía se ven contenidos en los que solo encontramos una sucesión de párrafos, sin ningún otro elemento de diseño. Pero no debemos dejar de lado la jerarquía, pues los encabezados bien situados y con un orden adecuado (comenzando con un único H1 y, posteriormente, incluyendo H2, dentro de ellos algún H3 en caso de ser necesario e, incluso, H4) facilitarán la lectura de los usuarios y agradarán a los robots de Google.

3. No utilizar correctamente el above the fold

Debemos intentar que lo que aparezca en el above the fold, es decir, en la pantalla antes de hacer scroll, sea lo más importante del contenido. Si la información fundamental, de más valor o más interesante está más abajo, tanto a los usuarios como a Google les será más difícil encontrarlo.

También puede convertirse en un error el optar por la opción de scroll infinito. Si el contenido va cargando según nos acercamos al final de la página, puede suceder que Google no sea capaz de leerlo, pues no puede emular tal cual el comportamiento de los usuarios.

4. Contar con un exceso de pop-ups

Este tipo de elementos solo deben usarse cuando son estrictamente necesarios, pues empeoran la experiencia de usuario, lo que hace aumentar la tasa de rebote y consigue que Google nos penalice.

La importancia del diseño web amigable

Solucionar todos los errores anteriores encauzará nuestra web hacia un diseño amigable. Si, además, añadimos una rápida velocidad de carga, una estética atractiva y trabajamos tanto el menú como el enlazado interno de manera correcta, cualquier usuario disfrutará la estancia en nuestra web.

En nuestro trabajo de diseño web en Valencia hemos podido comprobar cómo estos errores afectan enormemente al SEO, lo que afecta a la visibilidad de una página y a su tráfico. Por eso, si queremos que un negocio con presencia online funcione correctamente, debemos trabajar todo el diseño pensando también en el posicionamiento orgánico.


Facebook Sharer
Pinterest Sharer